Comunidades indígenas de Gran Sabana y Sifontes denuncian oscurantismo sobre casos de COVID-19

19
0
Compartir

Durante la segunda semana de julio falleció en la comunidad indígena de Kumarakapay de Gran Sabana, Avelino Guzmán, pemón, de 53 años, quien trabajaba como policía de la gobernación de Bolívar. Según la información que manejan familiares, la causa de su muerte fue la COVID-19.

Líderes y habitantes de la comunidad expresaron al Observatorio de Derechos Indígenas de la Asociación Civil Kapé Kapé su preocupación por la posible expansión de la enfermedad en la comunidad.

Afirman que hasta  ahora 26 personas han dado positivas de la enfermedad, pero por la falta de información, desconocen si se trata de resultados de pruebas rápidas o PCR.

En junio, cuando se reportaron los primeros casos de COVID-19 en el municipio Gran Sabana, el presidente de la República, Nicolás Maduro, advirtió que este brote que catalogó de “grande”, inició por el ingreso de personas desde y hacia Brasil por trochas, que en contacto con la comunidad diseminaron la enfermedad.

La comunidad se siente indefensa ante la llegada del coronavirus por la falta de respuestas para la contención de la enfermedad.

En condiciones similares se sienten los habitantes de las comunidades indígenas del municipio Sifontes del estado, donde tanto sus habitantes como el personal médico, sostienen que no hay insumos médicos, infraestructura, ni personal,  para atender a la población en caso de que se multipliquen los casos.  

En la comunidad indígena de Araimatepuy, se mantienen bajo observación dos personas que resultaron positivas por prueba rápida y en  San Miguel de Betania han salido otras tres, según indicó Marlenis Rondón, médico residente de San Miguel de Betania y del Ambulatorio de la misma comunidad.

Desde el registro del primer caso de COVID-19 en indígenas pemón de Bolívar el 3 de junio de este año, Kapé Kapé ha contabilizado 127 casos en la entidad, según lo que ha reportado hasta ahora el gobierno nacional.

El 27 de junio fue la última vez que figuró entre los reportes oficiales algún caso de COVID-19 entre indígenas de Bolívar, a pesar que el Presidente Nicolás Maduro y el Ministro de Salud, Carlos Alvarado, se refirieron al brote en el municipio Gran Sabana como el segundo más grande del país, seguido del registrado en el Zulia, en el mercado de Las Pulgas.

Organizaciones internacionales como la Organización Panamericana de la Salud (OPS) han enfatizado que cuanto mejor sean los sistemas de información de salud, mejor serán los resultados y más sólida será la atención para proporcionar atención médica a la población en el marco de la pandemia, así como mejor será también la preparación de la población para prevenir la enfermedad.

PRENSA KAPÉ KAPÉ

Facebook Comments

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here