El espiráculo de Betty

62
0
Compartir

Crisanto Gregorio León

Ya decían los romanos, non mater fetus faciunt in genere, sed eius, habitum, no son los nacimientos los que hacen a una madre de familia, sino sus buenas costumbres.

Hay damiselas a quienes la vida se les ha puesto cuesta arriba, han tenido que criar solas a sus hijos como madres y como padres, y no son las primeras ni serán las únicas , aun cuando psicológicamente la figura paterna siempre les hará falta a los infantes. Representación que buscarán aún de adultos, para sustituir o llenar ese vacío por mucha madurez que puedan obtener en sus vidas, pues es algo como el miembro fantasma de quienes han quedado mutilados de alguna extremidad por ejemplo y sienten la ambivalencia entre un vacío y una presencia etérea de ellos.

Y así los niños que crecen careciendo de alguna de las dos figuras que les dieron vida, siempre la añoran, siempre la buscan y es un anhelo inconsciente. Aunque declaren no necesitarlos. Buscan en otras personas al padre o a la madre ausentes. No nos damos cuenta que respiramos pero lo hacemos, así los hijos que van creciendo sin un padre o una madre no se percatan que inconscientemente cuales mineros en la búsqueda del oro, andan rastreando hasta conseguir a quienes funjan en esos roles para sentirse completos y amados. Y a veces, son muchos los empeños y nunca los consiguen, porque quienes se atraviesan en sus caminos no dan la talla, o se aprovechan de ellos.

Pues bien, Betty puede ser cualquiera joven soltera con hijos , que busca a un hombre con cualidades para ser un buen padre de familia y la figura idónea de ejemplo de valores , honor , responsabilidad , ética y principalmente que no sea una persona falsa. Además, viéndose agobiada por las cargas financieras y teniendo una contracción económica se viste de Safari a buscar su espiráculo. Siempre encontramos dignas justificaciones, pero hay muchísimas madres solteras en la historia que impulsaron sus vidas solas con su digno trabajo e hicieron incluso a sus hijos grandes hombres y mujeres.

El problema estriba cuando Betty , que manifiesta altibajos y cambios radicales de humor , pareciera tener un estrabismo mental, una alteración de tipo emocional, cognitivo y/o comportamiento, en que quedan afectados procesos psicológicos básicos como son la emoción, la motivación, la cognición, la conciencia, la conducta, la percepción, la sensación, el aprendizaje, el lenguaje y una retorcida percepción de la realidad; se pone a vivir con un hombre al que conoció en ocasión de las maquinaciones e intrigas que éste practica y que la sedujeron a ella , en las que este espiráculo es un veterano por sus mañas, por su sagacidad para mentir, hacer trampas, corromper, robar, adulterar, forjar documentos, minimizando el valor del prójimo; es un haz en todo tipo de criminalidad e incluso usa a otras personas sin criterio para que hagan o digan lo que él les indica u obliga , para pasar bajo perfil , persigue y desprestigia a inocentes por envidia. Pero Betty hizo «clip» de inmediato con este siniestro hombre, una empatía de espejo, lo cual es insano y anormal, sin pensar cuáles perjuicios físicos, espirituales y morales les trasmitirá con sus conducta y sus malos ejemplos a sus retoños. Incluso ella ha visto y ha sido testigo presencial de como su nuevo espiráculo, a quien le rinde pleitesía por ser un buen proveedor material, este papá postizo que buscó para su hija, manosea y toca morbosamente a otras niñas y se le sale la saliva y el vaho de excitación al acercarse descaradamente a las jovencitas. Pero ella cree que éste espiráculo nunca le hará daño a su hija.

Las patologías de un hombre y su influencia en las personalidades que se están cuajando, que una mujer conoce y de las que se hace la desentendida a pesar que se le advierte y las ha visto y presenciado , y a las que expone intencionalmente a sus hijas e hijos, son el descalabro espiritual, la violación física y la adopción de conductas psiquiátricas que experimentarán y que algunas mujeres no quieren atender ni entender porque están aturdidas por los regalos materiales de un psicópata.

[email protected]
Profesor Universitario/Abogado/ Periodista/ Escritor

Facebook Comments

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here