Los autos nuevos de la vaca Pepa y de los pollos chuchos

64
0
Compartir

Crisanto Gregorio León

Hay que puntualizar que quienes protagonizan estas tramas corruptas, no aman, ni respetan  a Dios,  ni aman ni respetan a sus padres, porque pisotean sus memorias y sus consejos, porque violan los mandamientos de la ley de Dios, porque la formación y los principios éticos y morales  que recibieron de sus papás y de sus mamás les interesa un bledo  y los deshonran. Estos malos ciudadanos no se corrigen, a pesar que cada día se hacen más viejos y menos es el tiempo que tienen para dar cuentas al hacedor del universo y de prepararse para el momento en que deban enfrentarse ante el tribunal de  Dios; porque nadie piensa en sus almas, sino en  los guisos que tienen montados, porque están y los pusieron donde roban alegremente con muchas complicidades y celestinaje.  Si en nada les importa su Alma Mater y si en nada les importa su madre  y se encabritan si les hablas de Dios, entonces que se puede esperar de ellos. 

Toda la banda que además provee al mercado negro académico, usando a las  universidades y a las mini úes, vendiendo  cupos, cursos, diplomas y títulos de pre y postgrado; además tiene todo un sistema interno de criminalidad y corrupción que entre otras cosas matraquean a capricho y en  dólares a  los estudiantes; igualmente de unos años para acá pareciera que se ha diversificado y se garantice  otras formas de captar corruptamente  miles de dólares mancillando a sus propios padres, a Dios y a la Alma Mater.  Si en nada les importa su Alma Mater y si en nada les importa su madre  y se encabritan si les hablas de Dios, entonces que se puede esperar de ellos. 

Grande pecado ante la justicia de Dios , las leyes de los hombres y la ética debida ; conjeture usted, porque el discurso obliga a que se plantee sólo como hipótesis, que esta parasitaria red criminal de corrupción académica que usa a las universidades  como “papel toilette”, además recibiera mensualmente en donación una vaca  y tonelada y media de pollos, para el comedor de la universidad ‘ donde los haya’ claro está; y que este cárnico en vez de entrar a la Alma Mater, fuera desviado por secuaces chuchos, hacia  una carnicería franquiciada de uno de los Jefes de la banda y se sometiera al hambre a los estudiantes y al talento humano de la universidad para el pervertido enriquecimiento ilícito y antiético de unos criminales; que todos saben quiénes son por su hediondez moral  y que son tan podridos  antiéticos, que si  en nada les importa su Alma Mater y si en nada les importa su madre  y se encabritan si les hablas de Dios, entonces que se puede esperar de ellos. 

A Pepa la venden mensualmente en una franquicia, ella es cada vez otra vaca pero la misma Pepa. Además sus compañeros pollos a una y media tonelada de peso también tienen el destino de Pepa. Unos andan armados y otros se las están procurando, con cara de huevones y de arrechos a la vez, de inofensivos chuchos y de malvados cheos, tienen montados sus guisos, se han comprado automóviles todos  y se han hechos mansiones unos , se han prodigado viajes otros , y se han amoblado sus casas los demás ; teléfonos celulares de alta gama , ropas de alta costura , tratamientos de belleza con botox , tratamientos capilares  costosos,   exhibiendo caras de “yo no fui”; y humillando con esta depredación y sus ganancias súbitas e ilegales , al trabajador que no supera en salario los 4 dólares mensuales .

Hay muchos silencios criminales de personas que se auto delatan y se auto comprometen por sus actitudes de dejar hacer y de dejar pasar,  cuando se les denuncian y hay muchos silencios alcahuetas  y se están descubriendo uno a uno por su inercia ética y que no obstante los signos exteriores de riqueza que escandalizan , estos malos ciudadanos siguen figurando en las universidades y en las mini úes ,  disfrazados de íntegros y de honestos ,  que si  en nada les importa su Alma Mater y si en nada les importa su madre  y se encabritan si les hablas de Dios, entonces que se puede esperar de ellos. 

Si una contraloría, un tribunal, o una fiscalía los visitaran y empezaran a contar y a valorar los bienes adquiridos en esa gestión, no tendrían cómo justificarlos con los salarios que gozan y hasta los encontrarán a nombres de otros que tampoco tendrían como justificar su adquisición.   No entienden que la universidad no es para montar mini úes, ni para negocios sucios, sino para negar el ocio y emprender en el saber y el conocimiento académico en buena lid. Pero si  en nada les importa su Alma Mater y si en nada les importa su madre  y se encabritan si les hablas de Dios, entonces que se puede esperar de ellos. 

 Dios proteja nuestra amada universidad. ¿Acaso tú eres uno de ellos?

Asesor de gestión / Abogado/ Periodista

[email protected]

Facebook Comments
Suscríbete a nuestro Canal de Telegram
https://t.me/ElPeriodicoDelDelta
Revisa nuestra sección de anuncios clasificados

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here