350 indígenas tienen 7 meses varados en Maripa por falta de combustible

34
0
Compartir

La organización Kuyujani se pronunció nuevamente en defensa de los derechos de los pueblos indígenas del Caura y Erebato.

En este comunicado, expresan una vez más la necesidad de recibir suministro de combustible. Desde noviembre del año pasado no se ha concretado la venta a estas comunidades y 350 de indígenas están varados en Maripa esperando despacho.

“Solicitamos con carácter de urgencia a las autoridades gubernamentales un operativo especial de despacho de combustible y lubricante para nuestras logística de traslado fluvial a 14 comunidades localizadas en el Bajo Caura , Alto Caura y Alto Erebato de la parroquia Aripao Municipio Sucre del Estado Bolívar, a la brevedad posible. Los líderes yekwana que estamos en Maripa disponemos 20 embarcaciones tipo curiaras con sus motores listos para trasladar a las 302 personas arriba mencionadas, por la cual requerimos 22. 200 litros de combustible y 50 cajas de aceite fuera de borda. Así mismo solicitamos a las organizaciones y agencias  de ayuda humanitarias en Venezuela, así como el Ministerio del Poder Popular para la Salud la dotación en cuanto a medicinas básicas, antimaláricos, pruebas rápidas de malaria, equipos de protección, higiene personal y hospitalaria para prevenir COVID 19, en los 14 ambulatorios rurales tipo I operativos, los cuales cuentan con agentes de salud indígena comunitarios”, reza parte del comunicado.

En la misiva afirman que han agotado los llamados de atención y reuniones para conseguir una respuesta por parte de las autoridades de las que no han recibido apoyo “hemos agotado todos los canales oficiales para solicitar acceso de combustible que nos permita el traslado fluvial en curiara y motores fuera de borda hasta nuestras comunidades. Hemos recorrido en reiteradas oportunidades a las autoridades de la alcaldía municipio Sucre, a la Gobernación del estado Bolívar a PDVSA- Puerto Ordaz, autoridades militares y civiles en la región”.

Las comunidades del Caura y Erebato dependen exclusivamente del transporte fluvial para movilizarse para sus actividades cotidianas y emergencias.

Desde noviembre del año pasado 350 indígenas están varados en Maripa, a donde acudieron para un operativo de venta de combustible y lubricantes que nunca se concretó.

Desde entonces están en esta localidad viviendo donde familiares y conocidos, sin poder regresar a sus hogares por falta de combustible.

PRENSA KAPÉ KAPÉ

A continuación el comunicado íntegro:

Facebook Comments

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here