“Venezolanos en Trinidad están sometidos al desprecio y la persecución”

241
0
Compartir
José Luis Salazar, representante de Fupandehu

Tucupita, 25 de julio 2019 | Mercedes Marín. La situación por la que atraviesan los deltanos y los venezolanos en general que se encuentran en Trinidad es deplorable.

Las últimas declaraciones del ministro Keith Rowley sobre la estadía de los connacionales en ese país, levantó una gran preocupación entre los coterráneos por la xenofobia que puede acrecentarse en su contra.

José Luis Salazar, defensor de Derechos Humanos y representante de Fupandehu, una fundación para la defensa de los derechos de los ciudadanos con más de 26 años de existencia, se acercó a la redacción de El Periódico del Delta para hacer un llamado a las autoridades a quienes les compete dicho asunto.

“La situación por la que están pasando los venezolanos en Trinidad es violatoria de sus derechos. Muchos se encuentran perseguidos”, aseguró Salazar.

Solicitó a través de este medio al Presidente de la República, se implemente para ellos el Plan Vuelta a la Patria.

Más de 500 connacionales se encuentran detenidos en Trinidad, según el defensor de derechos. Además confirmó que por las vías no legales les están cobrando 500 dólares para traerlos.

Salazar reflexionó, “si no tienen para comer, mucho menos van a tener 500 dólares para venirse”.

Los venezolanos en Trinidad están sometidos al desprecio, al hambre, a enfermedades. Muchísimo menos van a tener para pagar un pasaje por avión para poder venirse, aseguró.

Informó que la representante en el consulado, Coromoto Godoy Calderón, embajadora y jefa de la misión en Puerto España, trata muy mal a sus coterráteos, y le solicita que se ponga al frente de esa oficina para atender a los venezolanos de esa embestida. Los deltanos y venezolanos en general han salido por una necesidad, no porque quieran abandonar su país.

Esta situación también sirve para que se solicite la apertura de nuevo de la oficina consular que tenía Delta Amacuro y ya no se cuenta con ella, enfatizó.

A partir del registro de ciudadanos venezolanos y de las declaraciones, Trinidad ahora solicita visa para poder ingresar a ese país y para obtenerla hay que ir a Plaza Venezuela en caracas para tramitarla y poder viajar a la isla.

Salazar fue enfático en que una ONG adscrita a la ONU (Acnur), es quien se ocupa de los problemas de los connacionales allá en Trinidad, pero el Consulado debería ser la casa de los venezolanos para tramitar cualquier cosa y buscar una solución a sus problemas.

El consulado debe articular con las autoridades y sus funcionarios.
Reconoce que los venezolanos están expuestos al tráfico de drogas, a la prostitución, ya que por buscar el dinero, engañadores los entregan para trabajar en cualquier cosa.

Facebook Comments

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here